jueves, 9 de mayo de 2013

Sony y su servicio técnico de "excelencia"

Muchas cosas malas podemos decir sobre Apple y sus iPhone, pero lo que es indiscutible es que, si tienes un problema, el servicio técnico es excelente, te dejan un iPhone provisional y te devuelven el tuyo impoluto (aclaro que nunca he tenido un iPhone).

Por desgracia, el resto de fabricantes están a años luz de ofrecer un servicio de estas características, y más concretamente Sony.

Anteriormente ya había tenido que llevar varios terminales al SAT para su reparación (dos nokias y un htc) y, olvidando la tardanza en devolvértelos, los devolvieron correctamente. Paso a relatar ahora mi experiencia con Sony.


Se trata de un Sony Xperia Arc S. Se me estropea y lo llevo a una tienda de Valencia (Tecnitel Iberia S.L.). El hecho de elegir este sitio simplemente es porque de los cuatro en Valencia que me dice Sony, éste es el único que tiene una web medio decente donde poder ver información sobre la empresa. En la web indica que tienen 20 años de experiencia reparando móviles y que son el SAT oficial de Sony y Samsung.

Al dejarlo allí me informan que si el problema es de difícil solución lo tendrán que mandar al "servicio avanzado" que está en Madrid. Esto se traduce en: "Aquí solo desmontamos y cambiamos piezas superficiales. Como sea un problema de placa o componente interno no lo podemos/sabemos arreglar". Estaba claro, el móvil tenía que hacer un viajecito a Madrid.

Después de esperar mis tres semanitas sin terminal, me llaman y me confirman que ya está el problema resuelto. Me acerco al establecimiento y nada más sacarme el teléfono, antes de dármelo, me enseñan la hoja con lo que le han hecho y el sitio donde tengo que firmar. Yo, que soy un confiado empedernido, firmo sin pensar. Me dan el móvil y salgo del establecimiento. Una vez fuera, lo enciendo, lo miro bien y veo que un lateral está totalmente rayado y el botón de home no funciona. Entro, se lo digo al mismo chico que me ha sacado el teléfono, pone cara de extrañado y se lo entra. A los 5 minutos sale con el móvil y me dice que la botonera estaba completamente rota y por eso no iba el home y que va a reabrir la incidencia con Sony para que me solucionen el móvil. Yo pregunto si me van a dar algún comprobante y me dicen que es simplemente reabrir la incidencia anterior, que con lo que tengo me vale.

Pasan los días y no tengo noticias de ellos, así que les llamo y me dicen que Sony les ha dicho que el teléfono les llegó ya así y que no se hacen cargo. Ya me lo huelo pero de todas formas se lo pregunto: "Y si ellos no se hacen cargo, ¿quién me arregla el teléfono?"... después de unos 10 segundos sin contestar me dicen que se puede mandar "a ver" si me lo arreglan o no.
Vuelvo a preguntar: - "¿Y si dicen que no se hacen cargo qué? ¿Me lo arregláis vosotros?"
Contestación: - "Nosotros no podemos porque no hemos sido"

Es decir, que no se hace cargo nadie. Llamo directamente a atención al cliente de Sony y me dicen que si ya he firmado el papel como que me llevé el teléfono de la tienda, no se puede hacer nada.

Resumiendo, me toca quedarme con el teléfono rayado por no fijarme antes de firmar la hoja de recepción del terminal de que estaba en mal estado. Por eso lo primero que te enseñan es la hoja y te indican dónde tienes que firmar.

En fin, no sólo Sony lanza buques insignia y a los 3 o 4 meses te sacan otro, no sólo Sony no actualiza sus teléfonos y los que lanza lo hace con versiones de Android desfasadas, sino que, además, su servicio técnico y atención al cliente es penosa. Antes decías Sony y lo que te venía a la cabeza es calidad y seriedad. Hoy en día dices Sony y se te viene a la cabeza servicio y calidad del montón a precio de oro.

Señores de Sony, la fama cuesta años ganarla pero se pierde en segundos.